fbpx

La interpretación comienza con la entrevista y las preguntas formuladas al niño y es pertinente obtener el máximo de referencias posibles del sujeto, pues él se encuentra en una mejor posición para saber lo que quiere saber el dibujo.

El dibujo de la familia abarca una forma y un contenido que con frecuencia se entrelazan y por esto sus limites no deben establecerse como absolutos. Esto nos lleva a distinguir 3 planos para la interpretación:

I.-Plano gráfico

II.-Plano de las estructuras formales

III.-Plano del contenido

1.-Plano gráfico

Es importante distinguir la amplitud y la fuerza de los trazos. Las líneas trazadas con movimiento amplio y que ocupan buena parte de la página indican expansión vital y una fácil extraversión. Por el contrario, cuando el movimiento sea restringido puede deducirse una inhibición de la expansión vital y una tendencia a replegarse a sí mismo.

La fuerza, por otro lado, se manifiesta a la vez por su grosor, la intensidad del color y la marca que deja en el papel.

Tanto la amplitud como la fuerza están influenciados por la clase del papel y lápiz, por lo que es conveniente siempre utilizar los mismos materiales con el objetivo de disponer de elementos comparables. La amplitud y la fuerza se hacen más notables cuando se localizan en una parte del dibujo.

Además, es importante considerar el ritmo del trazo, pues es frecuente que el sujeto evaluado repita en un personaje, o de uno a otro, los mismos trazos simétricos y puede significar que el sujeto ha perdido una parte de su espontaneidad y en ciertos casos muy marcados pueden dar cuenta de un diagnóstico de neurosis o una estructura de carácter obsesivo.

Por otra parte, también debemos prestar atención a la prolijidad y el sector de la página donde se hace el dibujo. El sector inferior de la página corresponde a los instintos primordiales de conservación de la vida, región electiva de los neuróticos y deprimidos; el sector superior representa la expansión imaginativa y es la región de los soñadores e idealistas. El sector de la izquierda es el del pasado, el de los sujetos que regresan a su infancia y el sector de la derecha el del porvenir. Sin embargo, se deber ser prudente en la interpretación ya que solo puede adquirir una verdadera significación cuando se corrobora por medio de otros elementos.

Es importante también observar si el dibujo se hizo de derecha a izquierda, que representa un movimiento regresivo, o de izquierda a derecha que viene a representar lo natural.

2.-El plano de las estructuras formales

La visión interior del cuerpo es construida poco a poco, en paralelo con el progreso de la edad. Esto soporta la tesis que dice que estos dibujos pueden dar cuenta de la madurez del que dibuja por el grado de perfección del dibujo.

En cuanto al momento de apreciar la inteligencia en estas pruebas se debe tener mucho cuidado ya que no siempre se puede realizar este tipo de interpretaciones. Dos casos pueden ser de interés, el primero es el de niños muy inhibidos, estos reducen el dibujo a un esquema pálido y sin vida.

Por otro lado, el segundo caso hace referencia a los niños disléxicos, en quienes se ha notado que tienen dificultades para internalizar esquemas, sufren de trastornos del esquema corporal y que presentan oposición afectiva a lo que se quiere que hagan.

Además, es importante notar la estructura formal del grupo de personas que forman parte de la familia, sus interacciones recíprocas. La psicóloga F. Minkoswka propone 2 tipos de gráfico: el sensorial y el racional. El tipo sensorial sería espontáneo, muy vital, sensible al ambiente, al movimiento y al color de los lazos, así como las líneas curvas que también expresan dinamismo. El de tipo racional, en cambio, tiene una reproducción estereotipada de los personajes, con escaso movimiento, aislados uno de otros y con frecuencia dibujados con detalle y cuidado siendo las líneas rectas predominantes en lugar de las curvas. Frecuentemente nos podríamos ver tentados a decir que los sujetos con dibujos más vivos son más inteligentes; sin embargo, este es un error que se comete antes de saber la significación de los dibujos de tipo racional.

En muchas ocasiones al colocar un dibujo racional al lado de un dibujo sensorial se puede creer que estos son de niños diferentes; sin embargo, no se puede estar seguro de la afirmación anterior, pues para crear ciertas diferencias en los dibujos basta con introducir variaciones en la defensa del yo.

Por otra parte, resulta de vital importancia que el psicólogo no se deje llevar por su personalidad para la apreciación del valor intelectual ya que puede sobrevalorar el tipo sensorial y racional según corresponda con su propio tipo de personalidad. Finalmente, es relevante mencionar que hay casos extremos donde se presenta el tipo sensorial o racional, pero también hay otros intermedios donde los gráficos manifiestan estructuras sensoriales y racionales al mismo tiempo.

3.-El plano del contenido

El dibujo de la familia ocupa un lugar especial entre los test proyectivos, pues el niño crea el dibujo por sí mismo y representa en él un mundo familiar a su modo. En el dibujo se puede dar cuenta de la angustia que presenta el evaluado, los peligros que se sienten como amenaza para el yo, el peligro interior que emana del ello, así como diferentes tipos de mecanismos de defensa: no representar al hermano en un dibujo (negación), o se dibuja ocupando cierto lugar (identificación)

4.-Interpretación clínica

El dibujo de la familia debe ser interpretado por un psicólogo de competencia probada y con buena intuición. En primer lugar, se debe tener en cuenta el nivel de proyección del dibujo ya que en ocasiones el niño puede dibujar su familia y en otras puede dibujar una familia imaginaria que desembocará en otras interpretaciones.

Es importante interpretar el plano superficial, para esto se compara el dibujo de la familia con la composición de la familia real, por ejemplo, si falta algún miembro es conveniente preguntar si esa persona se halla ausente de manera habitual o si ha fallecido.

En importante mencionar también que los test proyectivos brindan solo probabilidades, por lo que nos permite formular varias hipótesis sobre la personalidad del sujeto, hipótesis que luego se pasará a comprobar realizando otros tests que nos brinden indicios convergentes; sin embargo, podría haber una confirmación de la hipótesis a través de las convergencias intra-test, es decir varios indicadores que sugieran cierta característica en el sujeto.

Por otro lado, los mecanismos de defensa se pueden apreciar a través de la valorización y desvalorización. La valorización hace referencia a el hecho de destacar a uno de los personajes de la familia, este personaje valorizado se puede expresar dibujándolo primero, dibujándolo en la primera posición, con un mayor tamaño que otros personajes, el dibujo presenta mayor esmero, detalles, o se le puede colocar junto a un poderoso, entre otras. Mientras que la desvalorización se puede representar con un dibujo más pequeño, colocando al personaje al último, colocándolo debajo, no dibujándolo tan bien como otros personajes y no le ponen nombre cuando otros personajes si lo tienen.

Finalmente, la dificultad que el evaluado tenga para establecer relaciones se encuentra expresada en la distancia que observamos entre las personas en los dibujos y los símbolos animales puede ser indicadores de tendencias inconfesables; dibujar un animal doméstico puede indicar ciertas tendencias pasivas orales y dibujar un animal salvaje simboliza las tendencias agresivas del niño.

Referencias

Corman, L., & Ibáñez, I. (1967). El test del dibujo de la familia. Buenos Aires: Kapelusz.

Cortés, J., & Benavente, M. (2007). Manual de psicodiagnóstico y psicoterapia infantil. Santiago de Chile: RIL editores.

Corman, L. (1967). El test del dibujo de la familia en la práctica medicopedagogica. Argentina: Kapelusz.

 

Patrocinadores

 

Libros sobre el dibujo de la familia y pruebas proyectivas (da clic sobre los libros para enterarte de más)

Suscríbete y obtén más libros gratuitos, artículos, cursos y recursos para aprender psicología

Suscríbete y obtén más libros gratuitos, artículos, cursos y recursos para aprender psicología

No te preocupes nosotros también odiamos el spam, te prometemos enviarte solo contenido de psicología 

Te has registrado de manera exitosa